Agosto 15, 2018

Rolando Rocha, el escultor de la Virgen del Socavón de Oruro que hizo una réplica para el Papa

Los detalles y la delicadeza en sus obras de arte le abrieron espacios y fue contratado en varias oportunidades para hacer esculturas como la de Manuel Castro de Padilla, que está en Oruro y otras que realizó en Beni, La Paz y Potosí.


Sábado 10 de Febrero de 2018, 4:00pm


La Paz, 10 de febrero (Rosío Flores Q. Urgentebo.com).- Las plastilinas fueron suficientes para dar un impulso a su creatividad. Los animales y personajes de los dibujos animados fueron sus modelos para replicarlos. El incentivo de sus maestras y su familia fue importante para llevar adelante lo que hoy en día es su pasión, la escultura. Se trata de Rolando Rocha, un joven orureño que fue el artífice de la ejecución de la escultura gigante que hoy es el ícono de los orureños, la Virgen del Socavón.

Su carrera como escultor comenzó en 2004, cuando realizó la estatua dedicada al compositor orureño, José “Jacha” Flores que se encuentra en el punto de partida de la entrada del Carnaval de Oruro, en la avenida 6 de Agosto.

“El apoyo de mis maestras de colegio fue importante para desarrollar mis habilidades en al arte, es así que cuando salí del colegio comencé a ganar concursos. El primero fue con el monumento del Jacha Flores, desde ahí comencé mi carrera como escultor”, relató Rocha.

Los detalles y la delicadeza en sus obras de arte le abrieron espacios y fue contratado en varias oportunidades para hacer esculturas como la de Manuel Castro de Padilla, que está en Oruro y otras que realizó en Beni, La Paz y Potosí.

Fue la escultura de la Virgen del Socavón lo que consagró su carrera profesional como escultor, es por eso que él considera una bendición haberse adjudicado la construcción del proyecto junto a su equipo de artistas.

Contó que para emprender el proyecto gigante pidió permiso a la Virgen y le ofreció bailar en su honor en la diablada Oruro. Él considera que hacer ese ícono fue y es la mayor bendición que pudo recibir. Y le ha ido muy bien.

“Soy muy devoto de la Virgen, es por eso que después de ganar la licitación que realizó la Alcaldía para construir la imagen gigante, fuimos a la iglesia del Socavón para pedirle permiso. Yo bailé Diablada y hasta ahora participo en el Carnaval, hoy en la morenada Central”, cuenta.

Réplica
El trabajo del escultor orureño llegó a las manos del papa Francisco en su visita a Bolivia. Se trata de una réplica de la Virgen del Socavón que fue hecha especialmente para el sumo Pontífice y fue entregada por el Obispo de Oruro.
“Es otra situación que me llenó de orgullo y bendición el haber hecho un trabajo especial para el papa Francisco. Él tiene un trabajo mío y eso me satisface”, dice con orgullo Rolando Rocha. 

18 obras que adornan el Teleférico

Las 18 especialidades de las danzas que se presentan en el Carnaval de Oruro fueron plasmadas en esculturas por Rolando Rocha. Ellas son colocadas en las paredes Este y Oeste de la parte inferior del Teleférico de Oruro que se inaugurará el jueves 7 de febrero en conmemoración de los 237 años de la gesta libertaria del 10 de febrero de 1871.

Las danzas de tinkus, diablada, morenada, incas, tobas, cullawada, tarqueada, phujllay,  potolos, kallawayas, doctorcitos, waca tocoris, llamerada, caporales, negritos, zapoñeros, antawaras y suri sicuris son las 18 especialidades que tiene el Carnaval de Oruro, el símbolo de cada una de ellas fue construida por Rocha.

“Son esculturas grandes que tienen ente 4 y 5 metros de altura. cada escultura fue hecha con resina polyester y fibra de vidrio con una pintura que es empatinado con bronce”, explicó el artista.

Dijo que las luces que iluminarán los paneles con cada escultura son de color azul y el significado que tiene es que los bailarines están bailando bajo la protección del manto de la Virgen del Socavón.

“El color de las esculturas es uno solo, sí tendrán algunos detalles más adelante. La iluminación azul será adecuada más adelante”, mencionó.

 Las cuatro plagas

Una obra de arte que será vista por primera vez en Oruro es la que construye el escultor Rolando Rocha y su equipo de apoyo. Se trata de las cuatro plagas de la leyenda que guarda la mitología orureña como son el sapo, la víbora, las hormigas y el lagarto y que son construidas con la tecnología mecatrónica.

Estas esculturas tendrán una altura de 7 metros y serán colocadas sobre arcos metálicos de seguridad en cuatro lugares estratégicos del recorrido de la entrada folclórica que se realizará el 10 y 11 de febrero.  

“Estamos construyendo estas esculturas con una nueva técnica, esto quiere decir que las figuras tendrán movimiento. Para este proyecto hemos sido dirigidos por un experto colombiano”, sostuvo Rocha.

La leyenda de las plagas señala que hace miles de años la ciudad de Oruro fue invadida por el sapo, el lagarto la víbora y las hormigas y una mujer apareció y las convirtió en figuras pétreas que, en la actualidad, se encuentran en los cuatro puntos cardinales de la ciudad.

///