Noviembre 19, 2017

Trabajadores piden intervención y auditoría a Entel

Los dirigentes del sindicato de trabajadores denuncian actos de corrupción por parte de la Gerencia General de Entel y piden la intervención a la entidad con una auditoría externa.


Sábado 21 de Octubre de 2017, 4:00pm


La Paz 21 de octubre (Urgentebo).- Después del supuesto hecho de clonación de tarjetas que afectó a las arcas de la Empresa Nacional de Telecomunicaciones (Entel), la dirigencia de la empresa presentó una denuncia ante el Viceministerio de Transparencia Institucional solicitando la intervención a la telefónica.

El gerente General de Entel, Óscar Coca, responsabilizó al secretario general del Sindicato de Trabajadores de La Paz, Franz S., de la desaparición y clonación de tarjetas por más de 20 millones de bolivianos.

En ese marco los dirigentes Franz Luis Siles, Carla  Hidalgo y Roberto Alcoreza denuncian actos de corrupción por parte de la Gerencia General de Entel y piden la intervención a la entidad con una auditoría externa.

"Nos dirigimos a usted para que a través de su Ministerio se investigue la acusación falsa y temeraria en contra del secretario General, Franz Siles por parte de la Gerencia Entel  por la presunta pérdida de tarjetas clonadas, proceso que se instauró en el Ministerio Público, sin tener ningún indicio de convicción real", expresa la nota.

A través de una solicitada en medios impresos Entel aseguró que Franz Siles enfrenta dos procesos, uno administrativo y otro penal como el principal responsable de esos hechos.

Entel detalló que en la sección almacenes se detectó la desaparición de tarjetas por un valor de Bs 17, 8 millones y tarjetas clonadas valoradas en 2,1 millones de acuerdo a un informe de Auditoría Interna SIE-IE-086/2017.

Por otra parte, el acusado sostuvo que las denuncias son una represalia por las denuncias que realizó por "persecución y acoso laboral" en  contra de Coca y por supuestos hechos de tráfico de influencias y ganancias ilícitas de dos funcionarios.

Coca aseguró que esta entidad no sufrió la pérdida económica por el robo de las tarjetas, ya que no tendrían valor toda vez que cuando se supo del hecho se desactivó las series de las mismas.

///